Mejor Escritorio Blanco

Mejor Escritorio Blanco

📦 24🔎 25👀 428⌚ 7
Productos ProbadosProductos InvestigadosReviews AnalizadasHoras Invertidas

El escritorio es un mueble conformado por un tablero y compartimientos para almacenar documentos. Data de cientos de años, y aunque su función continúa siendo ser un espacio para la escritura, se ha convertido en algo más que una mesa. También es un elemento decorativo.

En la actualidad existen muchos tipos de escritorios baratos, entre ellos los escritorios blancos los cuales sobresalen entre los demás debido a que permiten el cambio radical de la percepción estética de una habitación, gracias a su aspecto ligero, nada cargado, que combina belleza y funcionalidad, acentuando cada uno de los elementos que se encuentran en su superficie.

Los escritorios blancos más vendidos

¿Por qué comprar un escritorio blanco?

Un escritorio blanco puede ser la solución para la decoración de una habitación, ya que son versátiles, pueden ser espacios de trabajo independientes parte de un grupo que divide las áreas de trabajo, estar en una sala de enfermería o en la recepción de una fiesta.

Los podemos colocar contra la pared o incorporarlos a ella, instalarlo en una esquina, o colocarlo en el medio de la sala. También varían de tamaño y diseño, además del material con el cual están elaborados, existen escritorios de cristal y escritorios de madera.

Cuando nos disponemos a comprar un escritorio no solo debemos tomar en cuenta el color sino también el uso que le vamos a dar y su entorno, para que pueda ser realmente funcional. Los escritorios blancos no se caracterizan por ser baratos, ya que se les asocia con la élite, la elegancia y la distinción.

Sin embargo en el mercado podemos conseguir unos con más componentes que otros, los cuales nos permitirá comprar el mejor, el que más se ajuste a nuestras preferencias y presupuesto, sin entorpecer el ambiente que deseamos crear en la casa o la oficina. 

De manera que si estás buscando el escritorio ideal, primero debes saber que están clasificados en escritorios estándar, los cuales consisten en una variedad clásica, que se fundamente en la funcionalidad y no en el estilo. Y suelen tener compartimientos laterales.

Y los no estándares, los cuales son modernos, enfocados en aportar personalidad a la habitación con diseños únicos, que pueden ser minimalistas o cargados, pero que cubren los deseos del usuario. A continuación conoce los mejores escritorios blancos de acuerdo a su forma y funcionalidad. 

Tipos

El color blanco está en todo, siempre es tendencia y en el caso de los escritorios hay algunos tipos especiales que debes conocer para que escojas el mejor modelo para ti.

Lineal

Son construcciones rectas, las cuales pueden tener una forma simple, que junto a su color blanco les brinda una apariencia minimalista, como la de una mesa común, en una pared o sobre 2 o 4 patas; por lo que son modelos baratos. Puede ser ancho o estrecho, pero siempre irá en línea recta, de un solo nivel, y mayormente con un máximo de 2 gavetas o ninguna. 

Su tamaño puede variar entre pequeño (60×100 o 80x110cm), mediano (90×120 o 90×130) o grande (140 cm y más). Incluso pueden ocupar todo el muro.

De esquina o L

Es un modelo diseñado óptimo, diseñado para ocupar el menor espacio posible dentro de la habitación, ya que su forma en “L” puede ser sólida o modular, permitiendo que el ángulo se pueda ubicar en ambos lados de la base y así ajustarse a las esquinas y ser igual de funcional que cualquier otro modelo.

En la fabricación de este escritorio se emplean diversos tipos de materiales, siendo el principal la madera, la cual puede ser de roble, pino u otros tipos, de los cuales dependerá la fiabilidad de su estructura. 

En T

Este tipo se suele comprar con el propósito de usarse como escritorio de esquina, debido a que está compuesto por dos módulos que se pueden colocar de diferentes formas, una de ellas le permite funcionar como doble escritorio. Es un modelo muy versátil, el cual con un poco de ingenio puede tener muchas otras opciones.

Este modelo es fabricado generalmente de MDF y aglomerado, los se perfilan como las superficies ideales para los escritorios blancos. Y también por su peso, ya que son más livianos que los de madera.

Desmontable

Es uno de los más prácticos y baratos del mercado, ya que se trata de un modelo que es convertible, de manera que podemos estar frente a un estante, un banco o una repisa que en solo minutos se convierte en un práctico escritorio de color blanco, el cual después de usar desmontamos y vuelve a convertirse en un mueble más de la habitación.

También puede ser una mesa incorporada a la pared, con estructura y estante, este último puede ser removido y el escritorio desplegado, para dejar el espacio totalmente libre.

Con archivador

Este tipo de escritorio suele ser el mejor para consultorios, recepciones y otras oficinas donde es necesario contar con un espacio para archivar las carpetas que contienen las citas, historias médicas y otros documentos que deben estar a la mano en todo momento para el control de llegada de los pacientes.

El ser de color blanco siempre le aportará un toque de lujo y clase, para un estudio personal, el diseño perfecto pudiera ser un tocador de mesa con cajones en la superficie, con acabados de madera y una silla también color madera.

Con pedestal

Este modelo suele estar compuesto por una combinación de materiales como el cristal y el metal. Es un mueble con aspecto frágil, sin embargo son aptos para todo tipo de oficinas, ya que resisten el peso de un ordenador sin inconvenientes. 

Su superficie cristalizada permite ver perfectamente lo que se encuentra al otro lado. Además le brinda estilo, formalidad y seriedad al espacio donde se encuentra. Y también es sinónimo de modernidad, a pesar de tratarse de un modelo con varias décadas en el mercado.